El trilema de Rodrik y el Covid-19

Trilema de Dani Rodrik y la crisis del Covid-19

Pablo Coto Millán

Director del Master en Comercio, Transportes y Comunicaciones Internacionales

Universidad de Cantabria

RESUMEN

No se puede optar simultáneamente por la hiperglobalización económica, la soberanía nacional y la democracia, sino sólo por dos de estas opciones a la vez.

Sobre el trilema de Dani Rodrik y la crisis del Covid-19

El flamante Premio Princesa Sofía de Ciencias Sociales de este año ha sido concedido al economista turco Dani Rodrik. Una de las obras que más famoso hizo a este premiado es el libro La paradoja de la globalización. En este libro el profesor de Harvard Dani Rodrik planteó su famoso trilema:

“No se puede optar simultáneamente por la hiperglobalización económica, la soberanía nacional y la democracia, sino sólo por dos de estas opciones a la vez”. 

Los trilemas tienen como opción una o dos alternativas entre tres. En el caso de Rodrik hay que elegir dos entre tres. Sin embargo, en estos tiempos de Covid-19 con una crisis sanitaria, económica y social no parece que dos de las tres opciones puedan ser posibles solo una parece posible.

La hiperglobalización, que ya estaba siendo frenada por la guerra comercial entre China y Estados Unidos, ahora con el Covid-19 se verá mucho más frenada que antes.

La soberanía nacional, se derrumba con las tensiones territoriales y los nuevos nacionalismos, debido a que los ciudadanos estiman que la gestión del Covid-19 se pueden hacer mejor en territorios más locales.

La democracia también se tambalea con el Covid-19. Los ciudadanos pierden derechos y ven limitadas sus libertades. Esto desgraciadamente da lugar al avance de los populismos que amenazan la democracia.

Estas tensiones en torno a la democracia y a la soberanía nacional afectan a la integración europea, que ofrecía su propia respuesta al trilema de Rodrik. La Unión Europea ya tenía desde su inicio su propio trilema: “La integración económica, la soberanía nacional y la democracia”.

En mi opinión, con el Covid-19 ya no se puede descomponer la triada de Rodrik en pares de opciones posibles. Vamos a tener una sola opción.

Las razones económicas y sociales me llevan a apostar por una mayor integración europea. Puede resultar inquietante renunciar a parte de la soberanía nacional y a parte del sistema democrático de cada país, frente a una integración europea más fuerte. Sin embargo, las otras opciones parecen, mientras no se descubra una vacuna, más catastróficas desde el punto de vista económico y social.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies